Noticias

Nigeria utiliza el EITI para reformar el sector y promover la rendición de cuentas

Después de cumplir todos los requisitos del Estándar EITI, el país apunta a integrar la transparencia tanto en el gobierno como en los sistemas empresariales.

El Consejo EITI ha reconocido hoy el uso pionero de la gobernanza mediante el grupo multipartícipe por parte de Nigeria a fin de divulgar datos acerca de la cadena de valor de sus industrias extractivas aguas arriba. Se trata del primer país del África anglófona que ha realizado un progreso satisfactorio en la implementación de todos los requisitos del Estándar EITI. Ahora el país se enfrenta al reto de integrar esta transparencia en los sistemas rutinarios del gobierno y las empresas.

“La implementación del Estándar EITI por parte de Nigeria sigue siendo en muchos aspectos un modelo para los países implementadores de todo el mundo”, afirmó el presidente del Consejo del EITI, Fredrik Reinfeldt. “Aparte de su alcance, los informes del NEITI han conformado importantes reformas iniciadas en el sector, incluidas las de la empresa nacional de petróleo, NNPC. Esperamos que el gobierno continúe utilizando el proceso del NEITI a fin de contribuir a sus políticas a favor de una mejor gobernanza”. 

Después de más de 15 años de implementación del EITI, el EITI Nigeria (NEITI) se ha convertido en un ente fiscalizador independiente que exige la rendición de cuentas a las partes interesadas del sector crucial de los hidrocarburos y, más recientemente, del de los minerales sólidos. Desde 2017, el NEITI ha divulgado datos clave sobre su otorgamiento de licencias, sobre la administración de las transferencias de petróleo y gas a nivel subnacional y sobre las ventas de crudo y otros procesos en el seno de la Corporación Nacional Nigeriana de Petróleo (NNPC).

“Los informes NEITI forman la base para las reformas en las industrias de petróleo, gas y minería, como lo establecido el presidente Muhammadu Buhari en la campaña política del 2015” dijo Zainab Shamsuna Ahmed, el ministro federal de finanzas de Nigeria y miembro del Consejo EITI. “Inspirado por el EITI, el gobierno nigeriano ahora conduce reconciliaciones rutinarias mensuales para todos los sectores, no solo los extractivos, lo que ha causado un incremento en ingresos de gobierno”.

El mayor país productor de petróleo de África actualmente bombea unos 2 millones de barriles de petróleo al día y tiene previsto casi duplicar la producción en 2020. Después de casi 50 años de exploración, el país todavía tiene cuatro veces más reservas que su rival más cercano, Angola. La economía nigeriana sigue siendo muy dependiente del sector del petróleo y el gas, que representa el 65 % de los ingresos del gobierno. Sin embargo, el país se ha enfrentado a problemas de larga data en la gestión del sector, que se ha visto socavado por la corrupción y el uso irresponsable de los ingresos.

“Gracias a los informes e intervenciones del NEITI, los nigerianos ahora conocen mejor las operaciones del sector, el cual, a pesar de los bajos precios de las materias primas, sigue siendo la piedra angular de su economía. Ciudadanos, grupos cívicos y medios de comunicación están ahora mejor dotados con información para plantear preguntas indagatorias y hacer aportaciones informadas a la gobernanza”, afirmó Waziri Adio, secretario ejecutivo del EITI Nigeria. “A lo largo del tiempo varios gobiernos han utilizado la información de los informes del NEITI para recuperar casi 3000 millones de USD que habrían terminado por no ser cobrados. Las recomendaciones del NEITI están impulsando las reformas en curso en nuestros sectores del petróleo y el gas y la minería”.

Los Informes EITI independientes siempre se enfrentarán a retos de eficiencia y sostenibilidad. En algunos de los sistemas de gobierno de Nigeria ya existen los cimientos para garantizar la divulgación sistemática de datos del EITI del sector de las industrias extractivas. La integración de la divulgación rutinaria en línea de datos de las industrias extractivas en los sistemas de gobierno y empresariales facilitará que el NEITI disponga de más tiempo para centrarse más en profundidad en el análisis de los datos y en la elaboración de propuestas de políticas. Ya ha comenzado a hacerlo mediante su serie de informes sobre políticas del NEITI.